Internacionales

evo moralesEl expresidente de Bolivia Evo Morales afirmó hoy que la OEA se sumó al golpe de Estado que forzó su renuncia el 10 de noviembre.


'Lamentablemente la OEA se ha sumado a ese golpe de Estado. Recomiendo (...) a los nuevos políticos de América Latina: cuídense de la OEA. La OEA es neogolpista', expresó Morales en una entrevista desde la capital mexicana, citada aquí por la prensa local.

El presidente constitucional de esta nación andinoamazónica, renunció el domingo a su cargo ?que ocupaba desde 2006- para evitar una masacre en el país en el contexto de la asonada golpista promovida por la derecha boliviana y la traición de las fuerzas armadas y de la policía.

Durante una conferencia de prensa también en esta jornada volvió a cuestionar el papel de la Organización de Estados Americanos (OEA), a la que tildó de estar al servicio de Washington.

'La OEA no está al servicio de los pueblos latinoamericanos y menos de los movimientos sociales, está al servicio del imperio norteamericano', advirtió.

El organismo regional concluyó el mismo día del golpe que hubo 'irregularidades en el proceso electoral' del 20 de octubre e instó a repetir las elecciones.

Según explicó el líder boliviano -quien recibió asilo político en México para preservar su vida e integridad física-, 'sorpresivamente' la OEA publicó un reporte cuando lo acordado era que el informe oficial se difundiera justo este 13 de noviembre.

'La OEA decidió una posición política y no técnica, ni jurídica', sentenció el primer presidente indígena de Bolivia.

Un estudio que circuló la víspera negó la posibilidad del fraude en las elecciones del mes pasado, desmintiendo el informe sin evidencia, de la Misión de Observación Electoral de la OEA.

Expertos del Centro de Investigación en Economía y Política (CEPR) aseguraron que el análisis estadístico de los resultados electorales y las hojas de recuento de los comicios no mostró evidencias de irregularidades o fraude.

Por lo tanto ?subrayaron- no se afectó el cómputo oficial que le dio al presidente Evo Morales una victoria en primera vuelta, desconocida por los opositores Carlos Mesa y Luis Fernando Camacho, instigadores de la fuerte ola de violencia de los días posteriores.

Mientras, maestros rurales de Bolivia y diversos sectores exigen en esta capital la renuncia del Gobierno autoproclamado anoche en el contexto del golpe de Estado que vive el país, que ha provocado hasta el momento al menos ocho muertos y centenares de heridos.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar